Norte en Línea - La leyenda de Lausana

La leyenda de Lausana

La leyenda de Lausana
10 Jul
2024

El hotel «Beau-Rivage» de Ouchy fue inaugurado el 25 de marzo de 1861, dos años después de que se colocara la primera piedra para su construcción. En aquella época tenía capacidad para 150 personas y costaba 1.400.000 francos (unos 702 millones de francos suizos). Un pozo de 22 metros de profundidad abastecía de agua; sin embargo, para reducir el consumo, el primer administrador hizo eliminar de los planos el único baño de cada piso. Mientras que las lámparas de velas y de querofina eran la práctica generalizada, se instaló iluminación de gas, un lujo en la época. De hecho, Beau-Rivage fue el primer hotel suizo en ofrecer suites iluminadas de esta manera. Dada la novedad de dicho encendido, y como medida de precaución, se prohibieron las cerillas de fósforo.

El éxito del hotel Beau-Rivage impulsó la construcción de un anexo en 1864, en el parque, según los planos de los mismos arquitectos, y en forma de chalet de mampostería decorado con ladrillo y frontones volteados, capaz de acoger a 45 huéspedes adicionales.

Beau-Rivage es el primer hotel de Ouchy mencionado en una guía turística, la Joanne Hotel Guides: “Beau-Rivage, uno de los más grandes, más bellos, mejor situados y mejor mantenidos de toda Suiza”. (Juana, 1865, p.85)

El 12 de octubre de 1882, el rey de Inglaterra Eduardo VII bajó por primera vez a Beau-Rivage con sus hijos. Con excepción del período navideño, los jóvenes príncipes permanecieron en el hotel hasta el 13 de mayo de 1883, sobre todo para aprender francés-

La construcción de la primera sala de baños en la segunda etapa del hotel Beau-Rivage tuvo lugar en 1885. Epoca en la que llega Jacques Tschumi a la dirección del hotel. Tres años más tarde se crea la escuela de hotelería que lleva su nombre.

En 1893 se produce la puesta en marcha de la central eléctrica del hotel Beau-Rivage, seis años antes de que se creara la red eléctrica municipal de la ciudad de Lausana.

Desde sus inicios, el hotel Beau-Rivage ha subvencionado y acogido a una orquesta de renombre, la primera de la ciudad. A la que entonces era "la Sociedad de la Orquesta de Lausana y Beau- Rivage" le sucede ahora "la Orquesta Sinfónica de la ciudad de Lausana”.

En 1904 la primera línea telefónica es instalada en Beau-Rivage: para las comunicaciones exteriores en 1906 y para las comunicaciones interiores en 1907. En 1909 cada planta estará equipada con una conexión telefónica conectada a la red. Bajo la presión de las exigencias y la competencia, se llevaron a cabo obras de emergencia para renovar las instalaciones sanitarias, sacrificando muchas habitaciones para instalar baños.

El 19 de junio de 1908 se produce la inauguración del ala del Palacio, obra del arquitecto Eugène Jost en estilo neobarroco. El hotel se convierte en el Palacio Beau-Rivage. Para 1912 acoge una reunión diplomática entre Italia y el Imperio Otomano. Su encuentro finaliza con la firma de un tratado por el que la primera se compromete a retirar sus tropas que ocupan las islas del mar Egeo contra la retirada de las de la segunda, presentes en Tripolitania (actual Libia).

La primera transmisión de radio desde Suiza con motivo de la inauguración de la estación TSF en Lausana (la tercera en el mundo después de las de la Torre Eiffel y Londres), tuvo lugar en 1922. Un concierto ofrecido desde el Champ-de-l'air se retransmite por un altavoz en el hotel para beneficio de los invitados allí reunidos. Por ello, el hotel acogerá cada año la Unión Internacional de Radiodifusión, incluso durante la Segunda Guerra Mundial.

Para 1923 fue sede de la conferencia del Tratado de Lausana que traza las fronteras de la actual Turquía y nuevo años más tarde en el hotel fue el epicentro de la sesión inaugural de la Conferencia de Reparaciones. Consistente en la renegociación internacional de las deudas y créditos impuestos a Alemania derrotados en 1918. El hotel recibe a las delegaciones inglesa, rumana y belga.

De 1939 a 1945 la guerra impone dificultades al hotel: el ala del Palacio se cierra porque consume mucho combustible; la gestión de personal se complica por la sustitución del personal movilizado. Los suministros se hacen difíciles.

El 19 de mayo de 1945, el Comité Francés de Liberación Nacional conmemoró el fin de la guerra en los salones del hotel.

Para 1946 Charlie Chaplin y su esposa Oona se instalan en Suiza y se alojan en el Palacio Beau-Rivage. En 1952 Gabrielle Chanel deja sus maletas en el Palacio Beau-Rivage y se alojará allí con regularidad. En 1953, para celebrar la coronación de la reina Isabel II de Inglaterra, se ofrece en los salones un baile solemne organizado por la Royal Marines Orchestra en presencia del matrimonio Chaplin.

En 1964 Edouard-Marcel Sandoz creó la Fundación Familia Sandoz, hoy accionista mayoritaria de Beau-Rivage Palace SA.

La Navidad de 1971se convierte en histórica. Dos árboles de Navidad gigantes decorados se instalan en los terrenos del hotel Beau-Rivage Palace. Se utilizaron seiscientas bombillas. En un día claro, los árboles son visible desde Evian, la ciudad francesa literalmente frente a Lausana a través del lago Lemán.

En 2009 se produce la inauguración del restaurante Anne-Sophie Pic en el Palacio Beau-Rivage dirigido por Anne-Sophie Pic, la chef con más estrellas del mundo. En octubre, la guía Michelin concedió al restaurante dos estrellas. Seis años más tarde las reformas imponen la nueva decoración que ha sido confiada al arquitecto parisino Pierre-Yves Rochon.

En 2016 el Palacio Beau-Rivage recibe una llamada urgente de Washington: al teléfono, un funcionario de la administración de Barack Obama. Quiere que el hotel sea sede de una cumbre convocada urgentemente sobre Siria en las próximas 48 horas. Se esperan allí los jefes de la diplomacia rusa (Sergueï Lavrov) y estadounidense (John Kerry), así como representantes de Arabia Saudita, Qatar y Turquía, así como el enviado de la ONU (Staffan de Mistura). La idea de reunirse en el Palacio Beau- Rivage surgió de John Kerry, a quien le encantó el hotel donde participó en las negociaciones nucleares iraníes un año antes.

Las reformas del 2020 suman el Spa Cinq Mondes. La renovación de las habitaciones del ala Beau-Rivage vuelve a confiarse al estudio de arquitectura Pierre-Yves
Rochon.

En 2023 el hotel fue coronado como “Mejor Hotel del Año" por Gault & Millau. Llegada de Benjamin Chemoul al frente del Palacio Beau-Rivage después de varios años al servicio de este lugar excepcional.

El sitio perfecto para darse un gusto inolvidable.


Por Flavia Tomaello, https://flaviatomaello.blog/ , Instagram @flavia.tomaello

Etiquetado como

Deja un comentario