En las últimas horas detuvimos a dos “dealers” en la villa 1-11-14

Un compromiso que se renueva todos los días: la lucha contra el narcotráfico a lo largo y a lo ancho del país, con un despliegue que hace hincapié en zonas estratégicas del territorio.

De esta forma, el Ministerio de Seguridad de la Nación, a cargo de Patricia Bullrich, detuvo en las últimas horas a dos “dealers” en la villa 1-11-14 del Bajo Flores porteño. Fue a través de distintos operativos realizados por la Gendarmería Nacional, que refuerza su presencia en el barrio para llevarles tranquilidad a los vecinos.

“Con el esfuerzo de hombres y mujeres de las fuerzas federales que día y noche patrullan los barrios, estamos trabajando para que los ciudadanos se sientan más seguros. Investigamos y recorremos las calles para arrestar a los que venden estupefacientes y destruir sus búnkeres”, afirmó la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, quien instruyó políticas expresas a la Secretaría de Seguridad que dirige Eugenio Burzaco.

En primer término, el personal del Puesto de Control “Capilla” de la Gendarmería Nacional –institución que comanda Gerardo Otero- detectó a una mujer que, tras observar la presencia policial, intentaba escapar luego de descartar una cartuchera en la vereda. Sobre la calle Ana María Janner y un pasaje sin nombre la sospechosa fue finalmente aprehendida.

Siguiendo el protocolo de actuación establecido en el programa “Argentina sin Narcotráfico”, los uniformados se dirigieron hacia la sede de la unidad para terminar la requisa. El resultado: dentro de la cartuchera había 11 dosis de cocaína, 51 de marihuana y 10 gramos de pasta base. Intervino la Fiscalía Penal y Contravencional N° 26 de Luis Alcides Arnaldo.

Una situación similar ocurrió en el cruce de Avenida Bonorino y Vigil. Allí los gendarmes observaron a un hombre que giraba sobre su propio eje y cambiaba de dirección para evitar el dispositivo de seguridad. Después de emitir la voz de alto, hubo una breve persecución que terminó con la detención del imputado, de 21 años.

Entre su ropa escondía una bolsa de nylon con una gran cantidad de envoltorios: 19 contenían cocaína y 19 tenían marihuana. También llevaba un fajo de billetes producto de la comercialización de narcóticos al menudeo. A instancias de la justicia, se trasladó al “dealer” a sede policial y se decomisaron las sustancias ilegales.

Deja un comentario