Norte en Línea - Malambo del Vino para celebrar la independencia

Malambo del Vino para celebrar la independencia

Malambo del Vino para celebrar la independencia
09 Jul
2021

Este 9 de julio el Fondo Vitivinícola creó un malambo original. Se trata de una poderosa composición del percusionista mendocino Matías Gorordo que pone en valor el ritmo del malambo como una de las señas de identidad argentina y lo eleva a otro nivel al ejecutarla con elementos propios de la cultura vitivinícola.

Así, suenan barricas, tachos de cosecha, copas, botellas, damajuanas: los sonidos que nacen en viñas y bodegas y resuenan en cada brindis y se transforman en música para los oídos de los amantes del vino argentino.

Como un pulso que late con la fuerza de la argentinidad, este “Malambo del Vino” encuentra la sonoridad precisa de la Bebida Nacional y muestra, una vez más, la fuerza cultural e identitaria que tiene el vino para los argentinos; fuerza que lo transforma también en uno de los embajadores más potentes para la imagen de Argentina ante el mundo. Paisajes, trabajo, cultura, alimento, unión construyen un ritmo que se carga de sentido en una fecha tan arraigada en nuestra historia como el 9 de julio. La fuerza del malambo se completa con la participación de Martín Villarruel, gran cultor y coreógrafo de esta danza, director del conjunto El Picahueso Malambo, ganador y revelación en el Festival de Cosquín.

Todo el empuje de la vitivinicultura argentina se expresa en este malambo, el latido intenso de su gente, su firme convicción en el trabajo conjunto, la apuesta irrenunciable al valor del origen y el celeste y blanco que todo lo tiñe. El Malambo del Vino contagia la energía de un “Viva la Patria!” capaz de unir a todo un país en un gran brindis con la Bebida Nacional.



FICHA TECNICA
Malambo del Vino
Idea y producción general: Fondo Vitivinícola Mendoza
Composición y perfomance: Matías Gorordo, músico percusionista y productor.
Coreografía del malambo: Martín Villarruel
Realización audiovisual: Zoicer.
Post producción y edición: Many Cano
Agradecimientos: La Enoteca y Alejandro Guevara.

Deja un comentario